Limpieza facial clásica en Granada

Limpieza facial clásica.
Tipos de limpieza facial en Nina Merli (1/4)

El sebo es una compleja sustancia producida por las glándulas sebáceas y secretada a la superficie de la piel a través de sus poros. Forma, junto con el sudor, una película llamada manto hidrolipídico, cuyas funciones son: limitar la pérdida de agua, regular el grado de hidratación y evitar la proliferación de microorganismos sobre la piel.

El manto hidrolipídico es la primera línea de defensa de la piel. Está compuesto, como indica su nombre, por una mezcla de agua y lípidos (ácidos grasos libres, triglicéridos y colesterol entre otros). Puede variar su proporción de grasa con respecto al agua, pero sus componentes son prácticamente los mismos en todas las pieles. Aunque sí varía su flujo, que es mucho más abundante en las pieles grasas.

Factores externos como la contaminación, las bacterias y los restos de polución o cosméticos corrompen los triglicéridos, transformándolos en sustancias nocivas para la piel. Debido a esto, es evidente la necesidad de retirar periódicamente el exceso de sebo y sudor, la acumulación de células muertas no descamadas y los restos de contaminación acumulada sobre la piel.

Como profesionales de la estética siempre insistimos en la importancia de adoptar una rutina diaria de limpieza e hidratación en casa, utilizando limpiadores y tónicos específicos para cada tipo de piel y necesidad. De igual modo, siempre aconsejamos acudir a tu salón de belleza habitual y realizarte una limpieza facial profunda con cada cambio de estación.

Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background
Slide background

El objetivo de la limpieza facial profesional consiste en eliminar los elementos contaminantes de forma más intensiva, ayudando a la piel a mantener los componentes naturales necesarios para un adecuado equilibrio de hidratación y un correcto nivel enzimático y de pH. Es un cuidado esencial que elimina lo puntos negros y células muertas, dejándo el cutis resplandeciente y luminoso. Además combate los efectos de los agentes externos que crean tirantez, acné y brillos grasos.
Y lo que es más importante, deja la piel preparada para obtener los mejores resultados de cualquier otro tratamiento que se realice a continuación.

En Nina Merli trabajamos con distintas técnicas de limpieza facial para adaptarnos a las necesidades concretas de cada rostro y así poder realizar una limpieza y exfoliación adecuada al estado y características de cada piel, dándole una mayor claridad y luminosidad sin agredirla. Además sumergimos a nuestro cliente en un estado de relajación y bienestar, consiguiendo que desconecte de sus preocupaciones diarias.

El primer paso de todas nuestras limpiezas faciales lo constituye un diagnostico facial que permite a nuestras profesionales evaluar el tipo de piel ante la que se encuentran. De este modo es posible determinar cual es la limpieza facial más adecuada y qué productos específicos utilizar, personalizando de esta forma el tratamiento.

Limpieza facial clásica:

Tradicional y muy completa. El procedimiento de la limpieza facial clásica está indicada para las pieles más sensibles, con acné o para quienes prefieren un tratamiento más natural.

Tiene una duración de 90 minutos durante los que se exfolia y eliminan de forma manual células muertas, comedones y posibles quistes sebáceos. Se trabaja descongestionando, tonificando y masajeando el rostro. Utilizando mascarillas que nutren la piel devolviéndole su equilibrio natural.

Es importante tener presente que la limpieza facial clásica suele incluir una exposición a vapor ozonizado. El vapor favorece la circulación sanguínea, purifica e hidrata la epidermis y facilita la eliminación tanto de toxinas como de espinillas y comedones (puntos negros). El ozono aumenta la oxigenación tisular y celular y realiza un importante efecto bactericida y germicida.

Pero el calor que produce este vapor está contraindicado en pieles con rosácea, telangiectasias o arañas vasculares. En estas situaciones, al igual que en casos de mucho acné o pieles muy sensibles, es posible reemplazar el vapor por la aplicación de un peeling enzimático.

Nuestros precios:

Duración:
90 minutos

Duración: 90 min

Todas nuestras Limpiezas faciales duran 90 minutos.

Precio:
32 euros

Precio: 32 euros

Todas nuestras Limpiezas faciales tienen un precio de 32€.

Frecuencia:
Cada 3 meses

Frecuencia: 3 meses

Recuerda hacerte una Limpieza facial con cada cambio de estación.

Reserva tu cita en nuestro teléfono: 958 25 66 04

¿No tienes la seguridad de cúal de nuestras limpiezas faciales es la más adecuada para las necesidades de tu piel? No te preocupes, para este propósito en Nina Merli comenzamos nuestra higiene facial realizando un pequeño análisis de piel previo al tratamiento para conocer cuáles las necesidades específicas de cada piel. En función a los resultados aconsejamos realizar un tipo de limpieza u otro.

Pero recuerda que debes pensar cuidadosamente acerca de tus expectativas y comentarlas con nuestras profesionales. No debe darte reparo en expresar cualquier duda o preocupación que puedas tener antes de comenzar la limpieza facial clásica o cualquier otro tratamiento.

Puedes continuar leyendo sobre otros métodos de limpieza facial que tambien realizamos y que sin lugar a dudas te recomendamos conocer. Todas nuestras limpiezas tienen un precio de 32€ y una duración de 90 minutos: